A raíz de la presentación que hizo el Ministerio de la Defensa de 32 nuevos tanques de guerra en el departamento de La Guajira en días pasados y del anuncio del Comandante de la Fuerza Aérea de continuar con la modernización de varios aviones Kfir, el senador Iván Cepeda cuestionó que  se esté dando este fortalecimiento militar cuando los diálogos de La Habana comienzan a contemplar una disminución gradual del conflicto. 

BOGOTÁ, 26/01/2014. El senador Iván Cepeda aseguró que no es coherente que, mientras se busca un cese bilateral del fuego en concordancia con los avances de la mesa de diálogos entre el Gobierno Nacional y las Farc, las Fuerzas Armadas estén adquiriendo nuevo armamento.

 Cepeda se refirió a los 32 tanques 8×8, por valor de 84 millones de dólares, que presentó el ministro de la Defensa Juan Carlos Pinzón en el Cantón de Buenavista, en La Guajira, al anuncio que hizo el ministro a finales de 2014 sobre la fabricación de nuevas bombas por parte de Colombia, del anuncio del General Guillermo León León, Comandante de la Fuerza Aérea, sobre la renovación de varios aviones Kfir, y del convenio firmado con la Otan, entre otros.

«El anuncio de búsqueda del cese bilateral y definitivo de hostilidades implica, entre otras medidas, detener la carrera armamentista y dejar de suscribir tratados militares internacionales«, agregó.

 El senador afirmó que es necesario que el Gobierno le aclare al país cuáles son sus intenciones con ese fortalecimiento armamentista y dijo que se deben rendir cuentas sobre la inversión hecha en los últimos años con ese fin.

 El legislador recordó también que en el pasado «el Gobierno estuvo dispuesto a comprar aeronaves no tripuladas (drones) que luego fueron a parar a guerras como la de Irak y Afganistán«.